Inteligencia artificial ¿el fin de la libertad?

No sé si sea casualidad o profecía. La verdad no creo en la primera y en cuanto a la segunda, pareciera que cada vez más el tiempo se encarga de hacerlas realidad.

Me voy a explicar mejor con dos ejemplos de dos épocas distintas. Iré de la más reciente a la más antigua.

El primero es la película ´Contagio´ (2011) protagonizada por Matt Demon, Kate Winslet, Gwyneth Paltrow y Jude Law. ¿La trama? Un virus que empieza en un murciélago, se propaga rápidamente, se desata una pandemia, muertes a granel y el termino ´distanciamiento social´ aparece en esta producción.

Vamos con el segundo ejemplo, el más antiguo: ´1984´ de George Orwell. Una novela política de ficción, escrita entre 1947-1948. Su tema central trata de que un gobierno puede ver y escuchar lo que todos hacen y dicen todo el tiempo.

Lo que conecta a estos dos ejemplos en el presente es el mismo país: China.

Voy a pasar de largo con la película porque creo que todos hemos sido protagonistas de esta producción, lamentablemente en la vida real, desde el 2020. Así que inevitablemente se encienden las alarmas con la novela 1984, publicada en 1949 y que podría dejar la ficción para materializarse en 2024.

En la actualidad China lidera el desarrollo de la inteligencia artificial. La pandemia fue el momento perfecto para probar todos los avances en esta materia: desde desinfección de espacios y entrega de comida a través de robots, hasta la vigilancia extrema por medio de drones.

Pero como dije antes, el desarrollo de la inteligencia artificial en China enciende todas las alarmas en el resto del mundo. Preocupa realmente los fines de su implementación. Es muy delgada la línea entre controlar el crimen (uno de los basamentos de esta tecnología) y el monitorear todos los datos de los ciudadanos que pueden ir desde la información fiscal, hasta el tiempo que invierten en videojuegos. Vale la pena decir que se estima que hay alrededor de 770 millones de cámaras de vigilancia en uso en el mundo y China concentra el 54% de ellas en su territorio.

Esa clásica escena de una película de terror, cuando el protagonista dice ´siento que me están viendo todo el tiempo´, podría ser lo que viven diariamente los habitantes de este país asiático. Reconocimiento facial y de voz, identificación de género, medición de la temperatura corporal, seguimiento de las veces que entras o sales de casa, los lugares que frecuentas, si cuentas con coche propio o tomas el transporte público y hasta la restricción de movimiento de los ciudadanos, son tan solo algunas de las cosas que pueden conocer y controlar las autoridades chinas.

Imagínense si a veces nos sentimos espiados por nuestros teléfonos inteligentes, cómo será sentir que el gobierno conoce absolutamente todo lo que vemos, hablamos, compramos, hacemos o dejamos de hacer. Mención especial si padecemos alguna enfermedad especial, atípica o pandémica.

Entra en tela de juicio el respeto a la libertad y privacidad que cada persona tiene como derecho fundamental, pero claro no olvidemos que estamos hablando del ´gigante asiático´.

Además de esto, y pese a las contradicciones en la información, China desde el 2014 dio a conocer el Sistema de Crédito Social (SCS). Un medio de control, registro y también de puntuación de acuerdo al comportamiento de los individuos, funcionarios, empresas, organizaciones y asociaciones.

Este sistema puede clasificar y evaluar el mal comportamiento, por un lado, y por el otro conceder algunas ventajas a quienes tengan una conducta ejemplar. La pregunta es ¿quién es el responsable de colocar la puntuación y bajo qué parámetros?

¿Son ideas mías o cada vez más la libertad parece una utopía?

Betty Hernández.

Betty M. Hernández
Periodista, locutora y migrante. Experta en escritura digital, periodismo institucional, radio y redes sociales. Es venezolana, de padre canario y madre portuguesa, vive en Granada desde el 2019.

Articulos Relacionados

Deja un comentario

Nuestras Redes Sociales

910FansMe gusta
100SeguidoresSeguir
1,671SeguidoresSeguir

Últimos Artículos

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso.    Más información
Privacidad