Recolecta de piña de pinsapo supera por primera vez los 1.500 kilos y favorecerá recuperación de Sierra Bermeja

La recolecta de piña de pinsapo del presente año ha superado por vez primera los 1.500 kilos, una cifra que nunca se había alcanzado ya que no había equipos de recolección tan cualificados y no se planificaba como ahora, “algo que sí se hace de forma sistemática desde 2019”.

Así lo ha señalado el director general de Política Forestal y Biodiversidad de la consejería de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul, Juan Ramón Pérez Valenzuela.

Esta cosecha servirá para reproducir las plantas en viveros de cara a las repoblaciones de refuerzo que sean necesarias, entre las que destacan la restauración de la zona incendiada en Sierra Bermeja en el verano de 2021. También se empleará en diversas actuaciones ex situ en diferentes localizaciones que contribuirán a reducir la vulnerabilidad de una especie que actualmente está catalogada como en peligro de extinción.

Estas actuaciones forman parte del Plan de Recuperación del Pinsapo, con el que la Consejería busca minimizar el aislamiento biogeográfico de esta especie, favorecer el intercambio reproductivo entre las poblaciones y recuperar otros núcleos conocidos de pinsapares que harían la función de corredor ecológico entre las distintas localizaciones de pinsapos que hay en Andalucía.

Esta especie botánica sólo se puede encontrar actualmente en Andalucía en tres núcleos: el Parque Nacional de la Sierra de las Nieves y el Paraje Natural de Los Reales de Sierra Bermeja, en Málaga, y el Parque Natural de la Sierra de Grazalema, entre las provincias de Málaga y Cádiz, han señalado desde la Junta en un comunicado.

“Esta dispersión de los núcleos de pinsapares limita su renovación genética por la falta de conexión física entre ellas, por lo que se antoja fundamental este plan de recuperación para establecer nuevas zonas que hagan la función de corredor ecológico entre los pinsapares”, ha señalado Pérez Valenzuela.

Así, para poder desarrollar estos corredores ecológicos “resulta fundamental disponer de semilla en abundancia, algo que sí ha permitido la recolección de este año”, ha añadido el director general. También ha señalado que “gracias a ella se podrán realizar siembras directas en las umbrías de las sierras altas andaluza ya que es el lugar óptimo de la especie para su desarrollo”.

Por último, Pérez Valenzuela ha calificado la recolecta de 2023 como “excepcional” ya que este abeto mediterráneo “nunca produce la misma cantidad de piña y de hecho algunos años la cosecha es muy pobre”, y ha agradecido el trabajo al equipo de trabajos verticales de los agentes de Medio Ambiente que han hecho posible toda la recolección de este año.

Articulos Relacionados

Deja un comentario

Nuestras Redes Sociales

960FansMe gusta
100SeguidoresSeguir
1,688SeguidoresSeguir

Últimos Artículos