De ‘Los huevos de Manolo’ a ‘La almeja de Lola’: un viaje por la publicidad ‘sexista’

En caso de que la campaña hubiera partido del PP o de Vox y hubieran decidido comenzar por el género femenino, utilizando cualquiera de los dos ejemplos, hubiéramos asistido a una interminable procesión de fustigaciones públicas de los grandes defensores de la paridad y la igualdad

En un país, y especialmente en una comunidad autónoma que aún no se ha librado de 40 años de ideologización de todo incluyendo el género, da gusto comprobar cómo lo que vale en un sentido es absolutamente implanteable en el otro, cómo lo que es un pecado mortal cuando se trata de la mujer se convierte en un detalle sin importancia o incluso en un ingenioso chiste en el caso del hombre.

La pasada semana, el grupo municipal socialista en el Ayuntamiento de Almeria presentaba la tercera edición de su presunta campaña de fomento del comercio local, que este año se lanza definitivamente a internet, con la ambiciosa pretensión de hacer competir la iniciativa con gigantes como Amazon, eBay o AliExpress. El elefantiásico objetivo ha venido acompañado, además, por un ingrediente que, cuanto menos, podría ser calificado de ‘poco a la altura’, como es el sorteo de una bicicleta entre los participantes en la iniciativa, cuando en municipios no demasiado lejanos, como Roquetas o El Ejido, lo que se sortea es un coche.

Pero al margen de estas circunstancias y de que el PSOE local no parece terminar de asimilar que su papel es el de oposición, a pesar de que lo es desde hace ya 17 años, y que este tipo de campañas suelen tener más posibilidades de éxito cuando parten del equipo de gobierno, más que nada por la capacidad de inversión, el contenido en sí de la campaña es lo que más me ha llamado la atención.

La misma, que lleva por lema ‘Los zapatos de Lola’, en una pretendida alusión al comercio local por la vía del segmento del calzado, es continuidad de la del pasado año con el mismo nombre, en un alarde de originalidad; que a su vez era un ‘remake’ de la de hace dos años, cuyo eslogan no era otro que el de ‘Los huevos de Manolo’, en aquel caso ocupando el espacio del segmento alimentario.

La campaña que hacía alusión a los atributos ovales (huevos de gallina, sin duda) causó no poca hilaridad entre quienes la conocieron, aunque su rendimiento comercial y de difusión en redes fue un rotundo fracaso, con no más de una decena de alusiones en las redes sociales.

Pero insisto, más allá del éxito, quisiera abordar tan profunda cuestión desde la perspectiva de género, puesto que no parece muy justo ni muy paritario el hecho de que al tratarse de Manolo, se hable de sus huevos, mientras que en el caso de Lola nos tengamos que conformar con sus zapatos. Qué se yo, me hubiera parecido más igualitario algo así como ‘La almeja de Lola’ o ‘Los melones de Adriana’, por continuar con el segmento alimentario, como en el caso del producto exhibido por Manolo.

No tengo muchas dudas de que, en caso de que la campaña hubiera partido del PP o de Vox y hubieran decidido comenzar por el género femenino, utilizando cualquiera de los dos ejemplos que acabo de utilizar, hubiéramos asistido a una interminable procesión de fustigaciones públicas de los grandes defensores de la paridad y la igualdad, desde el amigo Ferreras hasta el Gran Guayoming, pasando por el inefable Cintora y otros esforzados comunistas y feministas de ésos que, para contar sus propiedades inmobiliarias, necesitan…los dedos de las manos, los de los pies, así como la nariz y los dos huevos de Manolo que, como es comúnmente sabido, ‘todos suman veintitrés’.

Victor Hernández Bru
licenciado en Ciencias de la Información y posee suficiencia investigadora por la Universidad Complutense, doctor en Humanidades (Historia) y máster en Comunicación Social por la Universidad de Almería y máster en Administración y Dirección de Empresas por ESIC. Ha dirigido diversas empresas de comunicación como socio-director, como Presssport Comunicación e Imagen y Estudionet Márketing On Line; trabajado en prensa escrita para Ideal (23 años), es responsable de comunicación de importantes empresas de diferentes sectores, como Grupo Agroponiente, Jarquil, Segusán Seguros y dirige las emisoras esRadioAlmería.com y RadioMarcaAlmería.com. Ha publicado su tesis doctoral, Historia de la Prensa de Almería, y la novela Diario de un Maltratador, además de diversos artículos especialmente enfocados sobre la historia del tiempo presente en España.

Articulos Relacionados

Deja un comentario

Nuestras Redes Sociales

910FansMe gusta
100SeguidoresSeguir
1,676SeguidoresSeguir

Últimos Artículos

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso.    Más información
Privacidad