Adjudicada la ejecución del montaje de vía del Metro de Málaga entre Renfe y Atarazanas

La oferta más ventajosa es la de la UTE Guamar/Azvi, con un presupuesto de 6,63 millones y cinco meses y medio de plazo

La Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio, a través de la Agencia de Obra Pública, ha propuesto la adjudicación del suministro y montaje de la superestructura de vía de los tramos en construcción del Metro de Málaga, es decir, Renfe-Guadalmedina y Guadalmedina-Atarazanas, que suman un kilómetro de trazado y dos estaciones. La oferta presentada por la Unión Temporal de Empresas integrada por Guamar y Azvi ha resultado la más ventajosa, con un presupuesto de ejecución de más de 6,6 millones de euros (6.630.864 euros) y un plazo de ejecución de cinco meses y medio, desde que se formalice el contrato.

La superestructura de vía comprende la vía propiamente dicha (carriles) y el conjunto de aparatos (desvíos, cambios y combinaciones de vías como los escapes, diagonal, haz y bretelles, etc…) e instalaciones necesarias para que los trenes puedan circular con garantías de eficacia y seguridad. Una vez prestada la conformidad a esta propuesta de adjudicación por parte del Consejo Rector de la Agencia de Obra Pública, esta UTE dispone de 15 días hábiles para la entrega de la documentación requerida.

La adjudicación de la vía supone un nuevo paso en la hoja de ruta marcada por la Consejería de Fomento para la culminación de los dos tramos en construcción del Metro de Málaga, así como para el impulso de la prolongación soterrada de la Línea 2 hasta el Hospital Civil, cuyo contrato para la redacción del proyecto de construcción se formalizó el pasado 25 de febrero, con un presupuesto de 1,37 millones de euros.

«La prioridad fue acelerar la recuperación del espacio ocupado durante una década por las obras, como el puente de Tetuán, la Alameda Principal y, por último, la Avenida de Andalucía. Pero, en paralelo, se ha seguido trabajando en el resto de contratos imprescindibles para la puesta en servicio de los dos tramos en ejecución, como el de instalaciones y arquitectura de las estaciones, cuya ejecución se inició el 28 de julio de 2020, o este contrato del montaje de vía, que prevemos iniciar a la mayor brevedad posible, una vez se formalice el contrato», ha manifestado la consejera de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio, Marifrán Carazo. Igualmente, la consejera ha apuntado que se encuentra muy avanzada la tramitación del contrato del proyecto e instalación del sistema de señalización ferroviaria, cuya resolución de inicio de licitación también ha aprobado el consejo rector de la Agencia de Obra Pública.

En lo que a la obra de infraestructura y urbanización respecta, cabe recordar que la del tramo Guadalmedina-Atarazanas concluyó en junio de 2020, mientras que la obra de terminación del tramo Renfe-Guadalmedina se encuentra en fase muy avanzada, una vez se ha concluido la última intervención arqueológica, correspondiente a la protección y sostenimiento de los segmentos de muralla de cierre del Arrabal de Attabanim, catalogados como Bien de Interés Cultural. La finalización de esta actuación arqueológica ha posibilitado la continuación de la excavación de tierras entre pantallas en el segundo nivel del tramo final del túnel, donde en breve se producirá la conexión con el túnel del tramo Guadalmedina-Atarazanas, al otro lado del Río Guadalmedina, y separados ahora por una pantalla transversal.

Articulos Relacionados

Deja un comentario

Nuestras Redes Sociales

892FansMe gusta
100SeguidoresSeguir
2,005SeguidoresSeguir

Últimos Artículos

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso.    Más información
Privacidad